jueves, 24 de marzo de 2016

Aquí hubo un gato cerrando

La muestra municipal de teatro de Chihuahua llegó a su fin con la participación del talento local durante tres días con 11 obras concursantes de diversos géneros. Teniendo como marco el teatro de la ciudad y la casa siglo XIX, el concurso albergo los trabajos de  Iván Elier (Rapunzel); Gorgonas Teatro, premio a mejor vestuario (Los amores Criminales de las Vampiras Morales); La Norteña Company (Cuanto te amé); Lilian Viveros/Tecnológico de Monterrey (El Gato con Botas); Heber Villegas (Mujer de Ocio y Pánico); Selene Beltrán, mención especial del jurado por ser un trabajo digno y con compromiso social (Música de Balas); Javier López Ríos/Stronglylus, premio por mejor maquillaje, mejor actor: Javier López  y mejor actor de reparto: José Sandoval (Pelones y Pelucas); Luis Alonso López/Lunajero Teatro (El viaje de los cantores); Javier Cano Rodríguez/Shor teatro, premio a mejor obra, mejor dirección, mejor actriz: Daniela Ortega  y mejor actriz de reparto: Ana Sáenz (Bienvenidos a bordo); Paola Loya/LLeno total (La amenaza del capitán Mordaza); Jordán Peña (Poquito). 
La clausura estuvo a cargo de una producción foránea escrita y dirigida por Dana Stella Aguilar, protagonizada por Alba Alonso Bayona, Héctor Hugo Peña y Julio Olivares: “Esperando al gato”, obra basada en uno de los textos de Clifford Odets, dramaturgo y guionista estadounidense, de quien en las propias palabras de su contemporáneo Artur Miller, cada una de sus obras “se esperaba como las noticias en boga de la prensa, como si a través de él quisiéramos conocer que pensar de nosotros mismos y nuestras perspectivas." “Esperando al gato”  contó con escenografía de Israel Rodríguez, una inmejorable iluminación de Hugo Heredia y excelentes actuaciones.
Además del cierre y selección de los ganadores de la muestra de teatro, la compañía invitada puso en práctica uno de sus objetivos como ente artístico, al incrementar el valor del arte en la sociedad compartiendo sus  conocimientos sobre la escena en un taller. Por su parte las obras seleccionadas para participar recibieron un estímulo de $7,000 en efectivo cada una. Sin embargo, asiduos al teatro utilizaron las redes para manifestar su desconcierto durante la emisión del concurso,  luego constatar fallas en horarios señalados, carecer de acceso al museo luego de una espera de tiempo considerable, desconocer la realización del taller, observar un teatro lleno a la mitad o incluso el monto del estímulo otorgado que en otras entidades asciende a doce mil pesos por grupo.

“Mi padre me enseño que más vale el agrio silencio que las tristezas que se comunican, por eso me callo”, - dijo uno de los personajes de “Esperando al gato”, la obra del cierre.- Un buen ejercicio es que el público y los creadores hagan propuestas de mejora a partir de su experiencia; también a los organizadores corresponde implementar mecanismos que tomen en cuenta la opinión de los usuarios y se fortalezca lo que se ha logrado con este tipo de eventos.  El dialogo es siempre provechoso.